Las 3 razones básicas por las que una startup merece fracasar

3-razones-startup-merece-fracasarQuizás es la edad o que me estoy volviendo más filosófico, pero cada día veo más importante analizar los errores “de base” que cometemos cuando decidimos crear una startup, ya que tienen profundas implicaciones a largo plazo. Y por eso mismo hoy me gustaría contar (según mi punto de vista) 3 errores graves que si has cometido amenazan tu futuro

  1. NO HAS HABLADO CON TUS CLIENTES / NO CONOCES SUS PROBLEMAS
    Signo de que probablemente crees que sabes ya lo que necesitan, o Dios no lo quiera, de que crees que tus clientes no sabrán lo que necesitan hasta que se lo muestres. Esta actitud suele ser la del visionario, que ha sido tocado por la inspiración divina y cree que ha encontrado LA idea que va a cambiar el mundo, y cree que es capaz de crear un océano azul

    Siento decirte que del océano azul al pozo ciego sólo hay un paso, y que posiblemente no tienes realmente ni idea de qué quieren realmente tus clientes, ya que no suelen saber explicar de forma explícita qué necesitan (lo que no significa que los clientes mientan sino que no somos capaces de comprender qué necesitan). Otro síntoma de este problema es que piensas que tienes que educar a tus clientes para que comprendan sus problemas… algo MUY peligroso en mi experiencia.

    Si tuviera que darte un consejo es que analices con cuidado lo que realmente sabes de tus clientes y salgas de la oficina al mundo real, no sólo a preguntarles sino a observarles, a comprender cómo ven la vida y cuáles son sus problemas… y el qué necesitan saldrá solo. Eso no quiere decir por supuesto que no conozcas el sector en el que vas a “pelear”, incluso es posible que tu pudieras ser un usuario potencial… pero probablemente tú no eres representativo de tus clientes (al fin y al cabo tu estás intentando montar una startup y cambiar el mundo y no te conformas con sentarte delante de la TV como todos los demás).
    La clave en mi opinión es comprender que: 

    Esto no va de ti y de tu producto sino del cliente y de sus problemas

  2. HAS DEDICADO MÁS TIEMPO A PLANIFICAR Y A PREPARARTE QUE A “HACER
    Está claro que uno no se puede tirar a la piscina de cabeza sin haber hecho cierta investigación sobre lo que realmente necesitan los clientes como decíamos antes… pero eso no es una excusa para no lanzar nunca. Esta enfermedad tiene nombre, se llama “parálisis por análisis” y suele ser un signo de miedo… algo sano y normal, pero que no debe dominarnos.

    Este problema suele siempre venir acompañado de la búsqueda del momento “perfecto”, de la idea “perfecta” (cuando las ideas no valen NADA)… y es fácil detectarlo por la cantidad de tiempo que dedicamos a crear un plan de negocio perfecto, un análisis de mercado súper exhaustivo… y luego vendrá algo más que tendrás que hacer antes de lanzar.

    Siento decirte que nunca vas a encontrar suficiente seguridad de que el negocio está bien contextualizado hasta que lo lances… y luego te darás cuenta de que ningún plan de negocios sobrevive al contacto con la realidad. Y lo mismo pasa con tu producto, ese al que llevas meses dedicando esfuerzo hasta que quede perfecto. (¿para quién? ¿para tí o para tus clientes?)
    Como dice Reid Hoffman:

    Si cuando lanzas tu producto al mercado no te avergüenzas completamente, es que lo has lanzado demasiado tarde

  3. NO TIENES UNA VISIÓN / NO HAS PENSADO EN EL “POR QUÉ”
    Si todavía no te había confundido, apuesto a que ahora lo he conseguido. Tan malo como dejarse dominar por tu visión es no tenerla… posiblemente incluso peor, ya que en el primer caso todavía existe la posibilidad de que aciertes. Aunque es imprescindible salir al mundo real y poder enseñarle a tu cliente el producto tan pronto sea posible, eso no es excusa para actuar como un pollo sin cabeza plegándose a lo que tus clientes quieran en su “Carta a los Reyes Magos”. Como hablábamos hace algún tiempo, no se trata de buscar productos para tus clientes sino de encontrar clientes para tu producto.

    Es decir, si no tienes claro el por qué difícilmente vas a ser capaz de construir una compañía que realmente vaya a importar. A cada paso actuarás como una veleta, en lugar de seguir una brújula. Como hace unos días decía Pedro Serrahíma, CEO de Pepephone:

    Si sabes cómo eres, siempre sabes lo que debes hacer

    Si todavía no sabes a qué me refiero o simplemente te gustaría tener un punto de vista diferente, te recomiendo que veas el The Golden Circle (start with the WHY) de Simon Sinek:

Si, existen muchísimas otras razones por las que una startup puede fracasar, pero antes de preocuparte de ellas deberías plantearte estos tres aspectos… que aunque en cierto modo puedan ser “filosóficos” son MUY importantes para la supervivencia de tu empresa.

¿QUÉ OPINAS?

¿TE HA GUSTADO EL ARTÍCULO?

Recibe los mejores contenidos sobre modelos de negocio, startups y el nuevo management. Tu email jamás será compartido con nadie. 

Puedes darte de baja cuando quieras con sólo 1 click
email

13 comentarios en “Las 3 razones básicas por las que una startup merece fracasar

  1. Pingback: Las 3 razones básicas por las que una st...

  2. Pingback: Las 3 razones básicas por las que una startup merece fracasar | Estrategia, Startups y Modelos de negocio

  3. Pingback: Las 3 razones básicas por las que una startup merece fracasar | Estrategia, Startups y Modelos de negocio | SIMULACIÓN EMPRESARIAL

  4. Saltase ese tipo de normas solo sirve para crear cosas como iphones, ipads, facebooks, googles(yahoo rechazo el buscador de google), whatsapps, dropbox, el cubismo, el ford t (en palabras de Henry Ford; … si le hubiera pedido opinión a la gente sobre como desplazarse mejor, me habrían pedido caballos)…y tirando tirando, hasta la propia internet. No creo que ningún en estudio de mercado hubiera aparecido una red mundial intercomunicada como una demanda de los clientes.

  5. Hola Javier! Estoy bastante de acuerdo con estos 3 macro errores que comentas. Al final todo acaba recayendo en el equipo, y desde mi punto de vista, es vital que dicho equipo posea ciertas cualidades, especialmente balanceadas en la parte de Análisis y de Ejecución.

    Tan importante como “hacer” creo que es “analizar” e interpretar, y de ahí la necesidad de tener un equipo que sea capaz de tirar de la cuerda en ambos sentidos. Y si se hace con cierto criterio, en la dirección correcta ¡ya es la bomba! :)

  6. Pingback: Las 3 razones básicas por las que una startup merece fracasar | SIMULACIÓN EMPRESARIAL

  7. Entiendo el balance entre analizar y hacer. Pero creo que analizar también es muy importante, ya que te evita cometer el primer problema que has descrito (el de no entender tus consumidores: Si analizas, según los números, tus perspectivas tienen que estar bien fundamentadas).
    En definitiva, me gusta pensaría pensar que todo se consigue con ser visionario. Porque la idea es la esencia del negocio. Pero si coincido contigo en que la implementación es tan importante como la idea. No debemos cegarnos con la idea seductiva del principio.

  8. Lo que acabo de leer,me ha conectado con muchas vivencias ,que me obligan a efectuarme una revision rapida,profunda y muy honesta.Por que he adoptado algunas constumbres que no me estan eyudando para nada ,con respecto a los resultados que quiero obtener,no solo en el aspecto de negocio ,si no en mi vida personal.Y es que el miedo a fracasar ,no es que me paraliza,al contrario,dispara mi mente y mi creatividad ,montandome en análisis, extrategias y otro sinnúmero de ejercicios de posibles acciones,que no son mas que distracciones,alejandome cada ves más,de accionar en la dirección de los logros que quiero obtener.Muchas gracias .

  9. Ciertamente muchos fallamos en esos aspectos, pero de eso se trata de aprender de nuestros propios errores, y de mejorar y hacer mucho mas fuertes cada aspecto de nuestra empresa, la idea es siempre mejorar y hacer las cosas bien.
    Saludos!

  10. Totalmente de acuerdo. Yo lo que no se es cómo pude estar montando negocios durante años saltándome a la torera como mínimo alguno de estos preceptos básicos (aunque así me fue en cierto momento). En todos los libros que leo y cursos que hago, estas ideas que comentas están presentes de uno u otro modo, y yo ya no doy un paso sin tenerlas en cuenta.
    Si hubiera habido blogs en aquella época…pero al menos tenemos mucho material hoy para formarnos antes de emprender.

  11. Pingback: Motivos de fracaso para una Startup cuando empieza

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *