Una lección de estrategia de Coco: arriba y abajo

lecciones-estrategia-coco¡Hola amiguitos! soy Coco. Hoy tenemos una lección muy divertida para los empresarios tradicionales, que seguro va a hacer que lo pasen muy bien. En esta ocasión vamos a centrar nuestra atención en la estrategia, y para eso hablaremos de algo muy importante: la diferencia entre ARRIBA y ABAJO. Entre numerador y denominador. Entre ingresos y costes.

Toda empresa vive de ganar dinero. Ese dinero (que llamamos rentabilidad) sale de la diferencia que se produce entre el dinero que ganamos de nuestros clientes y las cosas que nos cuestan dinero. Entre los ingresos y los costes.

Supero Coco dice que si lo ponemos en una pizarra quedaría así:

supercoco-ingresos-costes-rentabilidad

Esto, queridos amiguitos, quiere decir que, aunque parezca raro, hay 2 formas de actuar sobre la rentabilidad en la empresa: ARRIBA y ABAJO

  1. ARRIBA (o ingresos)
    Trabajar sobre el lado de arriba implica atreverse a ampliar el mercado. A buscar nuevos clientes, crear líneas de ingresos diferentes, lanzar nuevos productos y sobre todo, explorar. En una palabra, se trata de salir de nuestra zona de confort y trabajar en conseguir nuevas formas de ganar dinero.

    Eso implica un trabajo duro, y arriesgarse a equivocarse. Es más complicado que hacer más de lo mismo y rezar porque la crisis acabe. Implica confianza en las propias posibilidades y en las de nuestra empresa y mentalidad de crecimiento.

  2. ABAJO (o costes)
    Trabajar sobre la parte de abajo implica enfocarse en reducir los costes de la empresa, en optimizar todos los procesos productivos, en liberarse de productos y servicios que realmente no aportan suficiente al margen y en externalizar procesos no críticos. Supone enfocarse completamente en la eficiencia y únicamente aceptar innovaciones incrementales con bajo riesgo y que ayuden a reducir la estructura de costes.

    Esto implica centrar la mirada en la empresa, en nosotros mismos. En cómo estamos haciendo ahora mismo las cosas, cómo las podríamos mejorar y en qué elementos no son imprescindibles a corto plazo. Supone adoptar una visión más conservadora y generar una estrategia de protección para intentar sobrevivir.

El problema, queridos amigos, es que casi todas las empresas ya han hecho lo que podían por reducir gastos no imprescindibles, aliviar su estructura de costes y “limpiar” la empresa de elementos que no contribuyan directamente a la producción (o lo que es lo mismo, a ganar dinero).

Desgraciadamente muchas, en su ansia de utilizar el bisturí, han cortado no sólo “grasa” sino “músculo”… y han ido demasiado lejos: aunque han conseguido mejorar de forma milagrosa su cuenta de resultados para este año, en realidad han cavado su propia tumba, alterando su capacidad de competir en el futuro (por ejemplo liberándose o reduciendo drásticamente áreas supuestamente inútiles como las de marketing, innovación…etc.)

Así que, mis queridos amigos, Coco os anima a que dejéis de centraros sólo en lo que hay dentro de las murallas de la empresa, en ABAJO… y en su lugar miréis hacia ARRIBA, y enfoquéis todos los esfuerzos en buscar nuevas formas de ganar dinero (¡lo que implica arriesgarse e innovar!)… porque la crisis ya ha acabado, y nadie nos va a sacar las castañas del fuego.

¿QUÉ OPINAS?

¿TE HA GUSTADO EL ARTÍCULO?

Recibe los mejores contenidos sobre modelos de negocio, startups y el nuevo management. Tu email jamás será compartido con nadie. 

Puedes darte de baja cuando quieras con sólo 1 click
email

20 comentarios en “Una lección de estrategia de Coco: arriba y abajo

  1. El superpost que debería haber sido escrito en manuales de estrategia hace años para que los que les hablábamos a directivos y propietarios de pymes (y no tan pymes) de atacar por el lado de los ingresos hubieran comprendido cómopodían solucionar sus problemas de liquidez. No obstante, el problema de muchos de ellos es que esto lo ven “una chorrada” porque “qué sabréis vosotros” porque ellos ya tienen “el culo pelado” de tanto trabajar. Así les va. La culpa siempre es de los bancos, del gobierno o de un tercero…

  2. ¡Qué grande Super Coco!
    Muchas empresas han estado tan preocupadas y ocupadas en “limpiar” la parte de abajo que se han quedado sin fuerzas para mejorar la de arriba. Además, no quieren ni oír hablar de búsqueda de nuevos mercados, nuevos clientes, ampliar, crecer… escudándose en un socorrido “con la que está cayendo… no podemos”.
    Están tratando de no hundirse, echando “lastre” por la borda pero sin darse cuenta de que, por un lado, con el lastre están tirando parte del motor y, por otro, no se trata tanto de aligerar como de potenciar lo que tienen, buscar nuevos mercados, navegar con más fuerza.
    Gran post!
    Saludos

  3. Yo deseo a estas empresas que se hundan en la más profunda miseria.

    Para que tengan algo de empatía con la gente que ha echado a la calle de forma innecesaria.

    Tristemente, la quiebra de la empresa, es la única forma de estos directivos acaben ellos mismos en paro.

  4. La verdad es que hay que cuidar los dos aspectos.

    No se debe incurrir en costes innecesarios, y si se pueden reducir se reducen. Pero esto tiene un límite.

    Para mejorar los ingresos, como bien dices, hay que salir de la zona de confort, y esto, a veces, implica añadir o incrementar algún coste, por lo que podemos entrar en un bucle sin saber que decidir.

    Todo en su justa medida es necesario, pero si los ingresos están arriba es por algo. Sólo nosotros nos podemos poner techo.

  5. Pobre Coco, qué cansado ha acabado. Pero es una perfecta metáfora de la diferencia de esfuerzo que supone una estrategia y la otra. SUBIR las escaleras cansa más que bajarlas pero sin duda el resultado de tirar hacia arriba acaba siendo mejor. Lo de abajo es más cómodo.

    Centrarse en mejorar los ingresos para aumentar la rentabilidad exige mayores esfuerzos que el mero hecho de limitarse a modificar los gastos, pero creo que a la larga nos proporciona mayores beneficios, y no me refiero sólo a los económicos, sino que también aporta satisfacción personal al poder demostrarnos a nosotros mismos que podemos prosperar.

    Porque ser capaz de aumentar los ingresos gracias a atraer nuevos clientes, incrementar los pedidos medios o elevar la remuneración, no solo muestra resultados en la rentabilidad a corto plazo, sino que favorece el crecimiento y el desarrollo del negocio en el largo plazo.

    Gracias por la lección de hoy, Coco :)

    Lourdes

  6. Completamente de acuerdo con este post. Hay que innovar y buscar nuevas formas de tirar de la empresa. Yo creo que las empresas deberían de mirar más para “arriba” y lanzarse con las redes sociales y ¡ojo! que no hablo solo de pymes, también de las empresas grandes. Mirad este estudio: http://bit.ly/1bgXmYu. Los directivos del Ibex35 suspenden!!

  7. Pingback: Una lección de estrategia de Coco: arrib...

  8. Gracias por este estupendo blog
    Trabajo con alumnos de formación profesional en el fomento del emprendimiento y muchos de tus articulos nos aportan un enfoque práctico y más actual a este tema.

  9. Enhorabuena por el post! Desde Asesoría Alicante (asesoriaalicante.es) te felicitamos por el post y por hacerlo de esta manera tan didáctica porque a veces es de la mejor forma para entender las cosas. Un saludo.

  10. Interesante perspectiva. Aunque quizás para poner en marcha la estrategia “arriba y abajo” , habría que empezar por trabajar el “dentro y fuera”.
    Permíteme unas cuestiones, ¿dónde está el potencial de nuestras empresas?, ¿dónde está ese músculo que hemos recortado? Reafirmando lo dicho que nuestro musculo está dentro, ¿por qué miro primero arriba?. Si lo que se plantea es un cambio de estrategia ,¿no es más factible reconocerse primero para crecer?.
    Desde mi humilde opinión necesitamos una nueva forma de vernos, de entrenarnos y de buscar para encontrar nuevas oportunidades. ¿De qué manera lo vamos a afrontar?, ¿con las mismas herramientas, visión, análisis, estrategias que antes?, ¿qué vamos a hacer diferente?, ¿vamos a ir afuera con lo mismo?.¿Pretendamos encontrar soluciones fuera cuando vamos con nuestras mismas herramientas ,y además debilitadas?. Antes de alcanzar la meta está el camino.
    Creo que para encontrar algo diferente (arriba) debemos buscar diferente, para buscar algo diferente debemos ver diferente, para ver diferente debemos reconocer nuestro potencial y nuestras capacidades de cambio (dentro). ¿Qué vamos a cambiar, la dirección de la mirada o la forma de mirar?
    A Einstein se le atribuye una frase que seguro conocéis ; “La locura es hacer la misma cosa una y otra vez esperando obtener diferentes resultados”.
    El trabajo quizás esté por comenzar a trabajar desde dentro de manera diferente.
    Un abrazo.

  11. Pues esto que es de primero de carrera se nos olvida constantemente y en esta lucha por ser “mas competitivos” o simplemente sobrevivir se intenta reducir costes al máximo pero no sólo limpiando las partes ineficientes de nuestra empresa, sino, en muchas ocasiones presionando y desmotivando a los trabajadores con bajadas de sueldo y sin la valentía de intentar sacar la empresa a flote. Gracias Javier por traer a Coco para recordar conceptos básico. En estos momentos más que nunca BACK TO BASICS!!!!

  12. Pingback: Una lección de estrategia de Coco: arrib...

  13. qué buen post!

    como decían más arriba es puro sentido común. es más, si hacemos una buena inversión en gastos y reorganizamos más que despojamos, subir de nuevo las escaleras será más fácil, tanto que puede que se conviertan en escaleras mecánicas y suban prácticamente sólas. me pregunto si realmente las empresas han controlado bien el coste de la no organización en el denominador puesto que si lo hacen mal van a tener que gastar de nuevo para ganar enteros con más dificultad si no es ya demasiado tarde.

    Un saludo.

  14. Pingback: idiceas4business » Cero grasa, todo músculo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *