¿Qué nos pueden enseñar unos monos sobre la innovación en la empresa?

monos-innovacion-jaula-platano-intraemprendimientoA menudo nos encontramos en las empresas con respuestas como “siempre se ha hecho así” o “lo intentamos una vez y no funcionó” cuando se plantea innovar en una determinada área o producto. Hay un conocido experimento (no sé si fábula) que nos puede ayudar a entender el por qué de esta actitud. ¿Qué nos hace a veces ser tan conservadores?

EL EXPERIMENTO DE LOS MONOS Y EL PLATANO EN LA JAULA

Un grupo de científicos metieron en una jaula amplia a tres monos, y en una de las esquinas pusieron una escalera que permitía alcanzar un plátano colgado del techo de la jaula. Al entrar los monos vieron el plátano, vieron la escalera y se dirigieron decididos a coger el plátano. Cuando estaban subiendo por la escalera los científicos introdujeron un nuevo elemento: se los roció a todos con agua helada a presión.

Tras varios intentos y sus subsiguientes rociadas, los monos abandonaron la idea de alcanzar el plátano… y se quedaron resentidos en una de las esquinas de la jaula.

 
Sin embargo, los científicos decidieron analizar qué pasaba si sacaban a uno de los monos iniciales e introducían otro nuevo… y esto es lo que sucedió: el nuevo mono entró en la jaula, vio a los otros dos monos empapados en un lado de la jaula, y en la esquina opuesta el plátano y la escalera… así que se dirigió decidido a cogerlo. Lo que los científicos no podían predecir es lo que pasó después:

Los monos que habían sido empapados con agua helada lo interceptaron e impidieron todos los intentos de coger el plátano por parte del nuevo mono a base de golpes, patadas y empujones. Resultado: los tres monos de nuevo enfadados en una esquina de la jaula (uno de ellos lleno de moratones) y el plátano colgado en la otra parte.

 
Los científicos decidieron evolucionar entonces el experimento: sacaron a otro de los monos originales que había sido empapado y metieron otro mono nuevo, y se repitió la escena anterior: el mono nuevo miró a un lado y vio a sus compañeros, miró a la otra esquina y vio el plátano… y se dirigió a cogerlo.

De forma previsible, se volvió a repetir lo sucedido antes: los demás monos le impidieron alcanzar el plátano a base de empujones y golpes. Lo que resulta más sorprendente es que el último mono que NO había sido empapado es el que con más entusiasmo y convicción lo golpeó.

 
El equipo científico decidió seguir el experimento y sustituyeron al último mono por uno nuevo, y sorprendentemente se repitió la escena… por monos que nunca habían sido rociados con agua helada.. y a partir de ahí el patrón se repitió con cualquier nuevo mono que entraba a la jaula.

 
Según parece ellos creían que coger el plátano era peligroso pero nunca habían experimentado por sí mismos el motivo del peligro (mas allá de las palizas de sus compañeros)… así que el plátano se convirtió en un tabú inalcanzable en la jaula.

CREO QUE SOBRAN LAS EXPLICACIONES… ¿QUÉ OPINAS?

¿TE HA GUSTADO EL ARTÍCULO?

Recibe los mejores contenidos sobre modelos de negocio, startups y el nuevo management. Tu email jamás será compartido con nadie. 

Puedes darte de baja cuando quieras con sólo 1 click
email

22 comentarios en “¿Qué nos pueden enseñar unos monos sobre la innovación en la empresa?

  1. En realidad es una actitud muy positiva. Imagínate que todo tuvieramos que probar todo. Tomar decisiones es costoso y probarlo todo imposible. A eso, lo llamamos costumbre y tradición.

    • Uff, cierto. Seguramente estaríamos en las cuevas que se está muy calentito :-)
      No, en serio… yo creo que debemos balancear la costumbre y tradición con una sana crítica y cuestionamiento contínuo de porqué se hacen las cosas… porque igual nos han dejado de rociar con agua y no nos hemos dado cuenta!

      Gracias por comentar Jose Antonio

  2. Dicen que es de sabios aprender de la experiencia de los demás.

    Aunque hay que pensar y meditarlo bien todo. Quizás lo más inteligente es aprender qué hicieron los otros mal y probar métodos nuevos para alcanzar el mismo objetivo.

    Simplemente no intentarlo porque a otros les ha ido mal sin pensar más, es de estupidos. No tomar en cuenta la experiencia de los demás de idiotas.

    • Gran reflexion, Jonathan. Efectivamente hay que aprender de la experiencia de los demas y no pensar que todo lo nuevo es bueno… pero también hay que estar permanentemente buscando nuevos caminos. El “Si funciona no lo toques” creo que ha hecho mucho daño.

  3. El experimento nos explica cómo se crea un paradigma: más que de tradiciones, el ejemplo trata de patrones mentales que limitan nuestra actuación. Muy pocas veces cuestionamos el “por qué no se puede”.

    Ejemplo: “los techos de los hospitales DEBEN ser blancos”

    El paradigma de que las paredes y/o techos deben ser así porque equivale a “limpio”, nos ha limitado a intentar ofrecer a los enfermos alternativas para distraerse al estar tanto tiempo acostados.

    Pero como siempre han sido blancos, se siguen pintando así. ¿Por que no tienen paisajes, frases inspiradoras, o hasta pantallas de TV?

    Desafiar al paradigma y saltar el límite es justamente donde comienza la innovación, no creen?

    • Totalmente de acuerdo, las creencias limitantes nos atan mucho más corto que cualquier regla de mercado o estructura organizacional…. buen punto Gerardo!

  4. Así funcionan nuestras culturas. Hasta que no entraron los genetistas en escena no supimos el porque los matrimonios entre primos o hermanos eran tabú. Seguro que en su día, muchos tabues actuales como el no comer cerdo, o las vacas sagradas tuvieron su razón de ser. Pasa incluso en ciencia. Un ingeniero inventa el motor de combustión con un 20% de rendimiento, y todos los que vienen detrás se dedican a tratar de mejorarlo en lugar de adoptar algo mejor. Con la tecnología igual. Muerto Mr. Jobs, quedan años por delante dedicando millones tratando de mejorar lo mismo. En biología todavía añadiendo excepciones a las mutaciones aleatorias… Yo no se como hicieron los griegos para tener tantos genios en tan poco tiempo, con tan poca población estudiante y con tan pocos recursos.

    • Cierto, Juan. Yo creo que tu has dado en el clave, y mi experiencia reciente en Israel lo corrobora: la escasez de recursos y una situación de permanente necesidad de mejorar lleva a la creación. La complacencia y la abundancia de recursos lleva a la mediocridad, al menos en mi experiencia…

  5. Un comportamiento propio de unos animales que tienen un enfoque único y frontal. Que se puede dar en organizaciones con personas muy rígidas y con poca capacidad de pensamiento líquido (valor de flexibilidad). Por los datos del caso no se sabe que tipos de mono son, es cierto que algunos conservan y han desarrollado una habilidad para el juego.

    Es necesario un cambio de gafas, unos nuevos paradigmas, una reivención… Dejo este enlace del programa redes que sin duda me parece relevante para alcanzar el plátano. http://www.rtve.es/m/alacarta/videos/redes/redes-reinventar-futuro/1376806/?media=tve

    Ahora bien, espero que merezca la pena hacer el esfuerzo necesario para alcanzarlo. Que la persona y la organización haga ese esfuerzo y que durante el camino encuentre el sentido de las pequeñas acciones que conducen a la visión de la organización, dentro de su plan estratégico.
    Para explicar esto dejo este enlace: http://youtu.be/mB4ItrJIdig

    Trasládalo a la organización, al equipo y a la persona.
    Atentamente,

    bdiazalmeida@gmail.com
    IslasCanarias 1feb2013

    • Buenos enlaces, gracias! Podemos reducir esto a la anecdota, o pensar que esto sólo pasa en unas pocas organizaciones que no adoptan el pensamiento líquido… pero en mi experiencia no es así. Creo que como dices casi todas acaban acostumbrándose a creer que la realidad son las sombras que ven en la caverna, las imagenes que distorsionan sus gafas… y no la necesidad de buscar esas gafas nuevas.

      Me encanta el video, lo conocía y es precioso… y si, hay que perseguir el fin pero sin olvidarse de disfrutar el camino :)

  6. La creatividad es un arte que podríamos explorar todos pero que pocos se atreven, nos atrevemos creyendo que no somos lo suficientemente capaces, Hace poco realicé un taller que se denominó “Los tres narradores” en una fase del mismo, la disertante Julia Diaz (ilustradora) antes de ponernos a trabajar, nos hizo reflexionar en qué es esto de crear…, es una pena que muchos docentes coarten este potencial en los niños y luego se lleve el estigma toda la vida.

  7. Pingback: La Jaula de los monos | Blog de Raúl Pérez

  8. Pingback: Aprender de la Naturaleza, es una excelente lección | Sistemas de Innovación Organizacionales

  9. El experimento es curioso, a la vez que frustrante. Pero creo que en el caso de la innovación lo que nos hace ser más innovadorse no es tanto el miedo a probar cosas nuevas sino nuestros apego por las viejas que funcionan.

    • Si, el famoso status quo. Pero si donde estas no estas mal (en la esquina de la jaula), para qué te vas a mover?
      Al final nos acostumbramos muy rápido, pero no sólo a lo bueno sino también a lo malo (la cantidad de gente que tiene trabajos que odian pero que no cambian por si lo que aparece es peor)… lo que nos impide explorar.
      Gracias por comentar!

      • Totalmente de acuerdo. Y la necesidad tambien puede ser un estado de ánimo. Al final, es una actitud incorformista y un ansia por mejorar.

  10. En muchas ocasiones solo hacemos lo tradicional no vamos más allá por el temor del fracaso en el negocio, considero que se hacer más ya que somos lo suficientemente capaces de sobresalir, debemos dejar atrás toda esa parte de nuestra cultura que no favorece en nada. Gracias por el aporte.

  11. En muchas ocasiones solo hacemos lo tradicional no vamos más allá por el temor del fracaso en el negocio, considero que se hacer más ya que somos lo suficientemente capaces de sobresalir, debemos dejar atrás toda esa parte de nuestra cultura que no favorece en nada. Gracias por el aporte.

  12. Pingback: ¿Qué nos pueden enseñar unos monos sobre la innovación en la empresa? | CAMEETIC | Scoop.it

  13. Pingback: ¿Qué nos pueden enseñar unos monos sobre la innovación en la empresa? | Innovación y Creatividad - Sostenible y estratégica | Scoop.it

  14. Pingback: Gestión: La Jaula de los monos | Blog de Raúl PérezBlog de Raúl Pérez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>